Skip navigation

Son chicas cultoras de la cultura nipona, en especial de la música electrónica llegada desde oriente. Usan ropas de estilo barroco en colores negro y blanco. Se reúnen cerca de la galería Bond Street, frente a la sede del Ministerio de Educación.

Autor: Mariano Vázquez Freije (Terra) – El corredor que va por la calle Rodríguez Peña desde la mítica galería Bond Street hasta la plazoleta frente al Palacio Pizurno, sede del Ministerio de Educación, es el elegido por los jóvenes para mostrar las nuevas tendencias en lo que respecta a tribus urbanas que desembarcan en estas orillas del sur.


Lolitas góticas: un sueño japonés hecho realidad, fotos

Internet mediante, un grupo de chicas se incorporaron a la onda de las jóvenes que llega desde Japón. Así surgieron las lolitas góticas.

Con música y fotos bajadas de la web, en Buenos Aires ya concurren a la zona de la Bond Street y comparten en paz el espacio con skaters, punks y emos.

Imagen

Fotos: Mariano Vázquez Freije

Surgieron a fines de la década del 90 en Japón y se popularizaron a partir del líder de la banda japonesa Malice Mizer, Mana y de la cantante Kana.

“Los sábados son nuestros días –le contó a Terra una joven vestida con la onda japonesa-, nos juntamos a la tarde acá para hacer la previa y después partir para alguna fiesta de música japonesa o electrónica por el centro”.

Pero el crecimiento de esta tribu es tan notorio que ya tienen fiesta propia el próximo 7 de noviembre en un boliche del centro. Allí compartirán la noche con otros chicos a los que le gusta la música y la cultura japonesa.

La lolitas góticas se inspiran en la moda victoriana, imitan a las muñecas de esa época, y el período rococó. Se producen todas para las tardes de la bond y en general usan los colores negro y blanco con encajes blancos y decorado con lazos y encajes ajustados.

Las polleras las llevan a la altura de la rodilla y le agregan con frecuencia enagua para dar volumen. Es común también encontrar en el Gothic Lolita blusas ajustadas de estilo victoriano. Algunos accesorios de las lolitas pueden incluir pequeños sombreros de copa, sombrillas y lazos en la cabeza.

Imagen

Fotos: Mariano Vázquez Freije

Algunas de las chicas llevan una doble vida en lo que a la moda de lolita gótica respecta. Por ejemplo, una de las chicas confesó: “Cuando trabajo usó jeans y remera y me llamo Karina, pero los fines de semana soy ‘Naca’ y no me sacó el miriñaque y la blusita blanca en todo el día”.

“La ropa la hacemos nosotras mismas con moldes propios –explicó una de las lolitas niponas-. Bajamos fotos y videos de Internet para copiar los estilos y luego armamos los moldes. En tanto, otra de las chicas, de 15 años, tuvo que cambiarse en casa de una amiga, ya que sus padres no saben de su estilo de vida.

Las lolitas góticas se sienten observadas por la sociedad cuando caminan por la calle o toman un colectivo. En la zona de la Bond Street se mueven como peces en el agua y confesaron que comparten en paz la zona con otras tribus.

Sin embargo, a la hora de elegir galanes para la noche se inclinan por los orientales u otras tribus ligada a lo gótico o la música electrónica. “Si pasa un rolinga o un punk ni lo miramos, son como de otra época”, contó Naka con una sonrisa en los labios.

Mientras tanto, cae la tarde del sábado en el centro porteño y las lolitas se preparan para una noche oscura y plagada de música hasta el amanecer

FUENTE DE LA INFORMACION

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: